Los padres o tutores deben apuntar al niño en el Despacho Parroquial rellenando la ficha de inscripción a la Iniciación Cristiana.

Descargar ficha de inscripción a la Iniciación Cristiana

Deberá entregarla cumplimentada en el despacho parroquial

Según el Código de Derecho Canónico y el Directorio Diocesano de Iniciación Cristiana, los criterios para ser admitidos al Sacramento de la Confirmación son:

  • Ordinariamente, haber cumplido 14 años.
  • Haber recibido la catequesis adecuada a su edad.
  • Estar bien dispuesto, en estado de gracia, tener la intención de recibir el sacramento y estar preparado para renovar las promesas del Bautismo, y asumir su papel de discípulo y testigo de Cristo en la comunidad eclesial y en los asuntos temporales.

La Confirmación es uno de los tres Sacramentos de la Iniciación Cristiana, un itinerario de conversión y crecimiento en la fe, y que está compuesto de catequesis, celebraciones litúrgicas, compromiso de vida y oración.

Para los niños, la etapa en la que se recibe la Confirmación se llama Segunda Síntesis de Fe. Las catequesis utilizan como base el catecismo de la Conferencia Episcopal Española Testigos del Señor.
Para más información sobre horarios y otros aspectos, ir a Segunda Síntesis de Fe.

La misión del padrino o la madrina es muy importante: consiste en ser guía y colaborar en el crecimiento espiritual del bautizando. Por ello, es esencial que sea una persona de fe, que cumpla con los requisitos especificados más adelante. Es posible tener un solo padrino, una sola madrina, o un padrino y una madrina. En caso de no encontrar una persona idónea entre los familiares y amigos de la familia, se puede solicitar a la parroquia que uno de sus miembros desempeñe esta función.

Requisitos para ser padrino:
Según el Código de Derecho Canónico y el Directorio para la Iniciación Cristiana de la Archidiócesis de Sevilla, los requisitos para ser padrino o madrina son:

  • Haber cumplido al menos 16 años.
  • Haber recibido el sacramento de la confirmación (debe constar como nota marginal en la partida de bautismo)
  • Llevar una vida congruente con su fe, lo que comporta, entre otros:
    • No haber renunciado formal o notoriamente a la fe católica.
    • En su caso, haber recibido el sacramento del matrimonio.
    • Llevar una vida honrada.
  • No ser el padre o la madre del bautizando.
  • Es deseable que sea la misma persona que fue padrino o madrina de bautismo.

La celebración de la Confirmación suele tener lugar al final de curso, dependiendo de la disponibilidad del Sr. Obispo o del Vicario, que es quien la preside.

Descargar el ritual de la celebración

Descargar el ritual de la celebración

Descargar resumen de la celebración

Descargar resumen de la celebración

+ Adminisión

Los padres o tutores deben apuntar al niño en el Despacho Parroquial rellenando la ficha de inscripción a la Iniciación Cristiana.

Descargar ficha de inscripción a la Iniciación Cristiana

Deberá entregarla cumplimentada en el despacho parroquial

Según el Código de Derecho Canónico y el Directorio Diocesano de Iniciación Cristiana, los criterios para ser admitidos al Sacramento de la Confirmación son:

  • Ordinariamente, haber cumplido 14 años.
  • Haber recibido la catequesis adecuada a su edad.
  • Estar bien dispuesto, en estado de gracia, tener la intención de recibir el sacramento y estar preparado para renovar las promesas del Bautismo, y asumir su papel de discípulo y testigo de Cristo en la comunidad eclesial y en los asuntos temporales.
+ Catequesis

La Confirmación es uno de los tres Sacramentos de la Iniciación Cristiana, un itinerario de conversión y crecimiento en la fe, y que está compuesto de catequesis, celebraciones litúrgicas, compromiso de vida y oración.

Para los niños, la etapa en la que se recibe la Confirmación se llama Segunda Síntesis de Fe. Las catequesis utilizan como base el catecismo de la Conferencia Episcopal Española Testigos del Señor.
Para más información sobre horarios y otros aspectos, ir a Segunda Síntesis de Fe.

+ Padrinos

La misión del padrino o la madrina es muy importante: consiste en ser guía y colaborar en el crecimiento espiritual del bautizando. Por ello, es esencial que sea una persona de fe, que cumpla con los requisitos especificados más adelante. Es posible tener un solo padrino, una sola madrina, o un padrino y una madrina. En caso de no encontrar una persona idónea entre los familiares y amigos de la familia, se puede solicitar a la parroquia que uno de sus miembros desempeñe esta función.

Requisitos para ser padrino:
Según el Código de Derecho Canónico y el Directorio para la Iniciación Cristiana de la Archidiócesis de Sevilla, los requisitos para ser padrino o madrina son:

  • Haber cumplido al menos 16 años.
  • Haber recibido el sacramento de la confirmación (debe constar como nota marginal en la partida de bautismo)
  • Llevar una vida congruente con su fe, lo que comporta, entre otros:
    • No haber renunciado formal o notoriamente a la fe católica.
    • En su caso, haber recibido el sacramento del matrimonio.
    • Llevar una vida honrada.
  • No ser el padre o la madre del bautizando.
  • Es deseable que sea la misma persona que fue padrino o madrina de bautismo.
+ Celebración

La celebración de la Confirmación suele tener lugar al final de curso, dependiendo de la disponibilidad del Sr. Obispo o del Vicario, que es quien la preside.

Descargar el ritual de la celebración

Descargar el ritual de la celebración

Descargar resumen de la celebración

Descargar resumen de la celebración

Abrir documento PDF

Ir al sitio web

Necesitarás Adobe Reader para leer documentos pdf en este sitio. Descárgalo aquí si no lo tienes instalado